jueves, 16 de octubre de 2008

Programa para el día 29 de noviembre

1º.- quedar para reunirnos todas las personas que acudan a la cita (lugar por definir).

2º.- visita al planetario, (hora y programa por confirmar).

3º.- salida hacía chalet, zona cerca de Aranjuez, tiempo para tertulias y menesteres que se crean precisos, a la anochecida montar instrumentos de observación pudiendo prolongar la jornada de observada según cada cual, las personas que prefieran retornar a hora prudencial hasta la capital, no creo que tengan problema alguno, pues la distancia no es muy grande y la carretera es prácticamente autovía.

4º.- el día 30 podemos quedar a media mañana, e ir de tapas por alguna de las zonas que más apetezcan, después y según planes de regreso a puntos de origen despedida o comida en grupo,(esto último habría que confirmarlo, pues imaginamos que habrá quien tenga que salir de Madrid a alguna hora determinada).


NOTA: Si el personal asistente, una vez leído el programa, está conforme, o bien quiere sugerir otra cosa, se ruega lo haga cuanto antes para poder ir buscando locales donde yantar, al menos para el día 29.

2ª NOTA: Las personas que se quieran quedar a la observación y luego quieran quedarse a pernoctar en el lugar, tampoco tendrán problemas, pues hay sito donde poder dormir, eso sí por más comodidad es preferible usar sacos de dormir, no en el suelo precisamente, hay camas y si fuese necesario también se pueden extender colchones.

Saludos a todo el mundo mundial.

Odiseo.

3 comentarios:

Isod dijo...

Esto... el chalet ese de Aranjuez, no será la Casa del Labrador, no?


es.wikipedia.org/wiki/Casa_del_Labrador

(Es que ya se me ponen los dientes largos) ;-)

odiseo dijo...

Isod, algún labrador hay en las cercanias, pero lo de la casa del labrador del palacio de Aranjuez, está fuera de mis posibles, más bien se trata de chalecito, con parcela de unos 1000 m. eso sí, sin labrar, pero que para un rato de estancia queda bien y más si es compañía de amigos.
saludos.

Isod dijo...

Pues nada, en pago por la estancia, unos azadones y ponemos a los invitados a trabajar en las horas muertas.

(Yo para estas cosas siempre tengo lumbalgia :-)